4/9/15

Vacances en família Xanascat

Este verano hemos tenido la suerte de poder disfrutar del programa Vacances en Família de la Red de Albergues de Cataluña, más conocida cómo Xanascat.

Varios conocidos nos habían hablado muy bien de este programa y quisimos probar suerte.

Digo probar suerte porqué hay un número concreto de plazas, porqué están subvencionadas en parte, y se apuntan tantísimas familias que eliges 5 opciones de destino y fecha, se te asigna un número aleatorio y se van llenando las plazas a partir de ese número.

Creo que lo he explicado fatal, pero en la web de Xanascat tenéis las bases muy bien explicadas.

Pusimos como primera opción el albergue del Pic de l'Àliga, y ¡nos tocó!

No sé si es el mejor destino que se puede escoger yendo con tres niños tan pequeños, porque no se puede llegar hasta allí en conche, pero conseguimos apañarnos.

Este albergue está situado en la Vall de Núria, dónde se puede llegar con un tren Cremallera o andando desde Queralbs. Os podéis imaginar que nuestra elección estaba clara.

A los mellis les encanto el viaje en Cremallera, y se pasaron el viaje cantando "un tren petitó, que corria que corria, un tren petitó, que corria sense por. Qui vulgui pujar que s'afanyi que s'afanyi, qui vulgui pujar, que s'afanyi que se'n va".

Cuando digo todo el viaje, es todo el viaje. Pero se añadieron a la canción un par de niños más.



Al llegar arriba estaba a punto de llover y nos encontramos, literalmente, dentro de las nubes.


Apenas se veía nada, hacía frío y se veía que iba a caer el chaparrón, así que fuimos directo a buscar el Land Rover para llegar al albergue porque no estaba el tiempo para pasear.

Nos atendieron rápido y junto con las llaves de la habitación nos explicaron las normal básicas del alberguista e información sobre las actividades que había preparadas para los niños durante dos tardes y dos noches.

La comida del albergue muy buena, casera y recién hecha. La única pega son los horarios... El desayuno era de 8:30 a 9:30, comida a las 13:30 y la cena a las 20h. Para mi, yendo con niños pequeños, el horario de desayuno y comida es algo tarde.

Los mellis, al ver literas con barandillas quisieron dormir arriba. Toda una aventura para ellos y no paraban de contarles a los abuelos por teléfono que podían dormir arriba porque ya eran muy grandes.


Las habitaciones que te asignan en este programa son solo para tu familia y con baño dentro de la habitación. Además albergues como el del Pic de l'Àliga, que son de difícil acceso cuentan con cunas de viaje para no tener que llevarla.

La primera tarde la pasamos en una sala de juegos de que dispone el albergue, porque entre la lluvia y el granizo como que no íbamos a salir. Pero allí se pasaron la tarde la mar de felices.


El segundo día por la mañana hizo buen tiempo y pudimos bajar al valle a pasear por allí, ver vacas, el lago...




Por la tarde el tiempo se torció y se tapó mucho otra vez, pero mientras los mellis y el papi hacían la siesta yo me metí a N en la ergobaby y me fui a andar una horita. No sé a vosotros, pero a mi la montaña me da mucha paz y andar solo oyendo mis pasos contra la arena y las piedras me ayuda a relajarme, olvidarme del mundo.


A las 17h fui a despertar a los mellis porqué iban a empezar las actividades que habían preparado Mireia y Cristina, dos monitoras estupendas que tiene una memoria alucinante, porque a los cinco minutos se sabían el nombre de todos los niños y niñas.

Hicieron algún juego para conocerse fuera y luego pasaron a hacer talleres en una sala del albergue. El primer día de actividades tocó marionetas y el segundo máscaras.


Después de la cena también tenían preparados juegos para acabar de cansar a los niños antes de irse a dormir.

Y nos aprendimos la canción de la Sandía, con la que A aun se parte de risa cuando la oye.

A parte de hacer excursiones andando y ver rincones de postal por doquier, en el valle han montado una zona de granja, un gran espacio lúdico de toboganes, cochecitos, etc. para los niños, y una hípica se encarga de preparar paseos en pony y caballos.

Personalmente, todo eso es lo que menos me gustó, porque se pierde la esencia de la montaña al montar un parque de atracciones.... Prefiero las imágenes de postal que nos encontramos al caminar, y eso que los mellis no estaban muy por la labor de andar demasiado.



Y por supuesto, me quedo con los momentos entre el Santuario y el lago, haciendo la croqueta en la hierba o viendo al helicóptero.




Si no habéis participado nunca en Vacances en Família, no lo dudéis, es una gran oportunidad.

Aprovecho para agradecer al personal del albergue, a Cris y Mireia, y a los conductores del Land Rover, la atención que nos prestaron, su simpatía y su bien hacer.

El próximo año probaremos suerte de nuevo. Y mientras tanto puede que nos dejemos caer por algún albergue más.

4 comentarios:

  1. Que chulo!!!!!!! Yo no sabía nada de esto y ya le he enviado un mail con tu entrada a mi marido para que le eche un vistado a lo que cuentas y a ver si nos animamos. A mi me encantaría poder hacer cositas así con la peque!

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que está genial el programa, y mi marido que es muy mochilero ha quedado encantado. Repetiremos lo de ir de albergue seguro, porque además es una forma barata de salir con familia numerosa.

      Eliminar
  2. Hola!!!! Gracias porque leerte me ha aclarado muchas dudas que tenía al respecto , una de ellas era el llegar sin coche hasta el albergue :) y el tema de la cuna de viaje .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si necesitas información del albergue de l'Escala o de Puig-Reig también tengo posts sobre ellos.

      Y con suerte este año podré añadir algún otro...

      Muchas gracias por pasarte a comentar.

      Eliminar