21/6/16

Adiós a P3

Hoy los mellis acaban P3. Hoy los mellis acaban su primer curso en "el cole de grans", y me da penita lo rapidísimo que ha pasado este curso.

De verdad, no os podéis imaginar lo rápido que ha pasado el tiempo desde el 14 de septiembre de 2015.

Empezamos el curso con miedos, y hablo en primera persona del plural porqué la primera que tenía miedo era yo misma. Iban a ir por primera vez separados y, aunque tenía clara esta decisión, tenía pánico a que no se adaptasen.

Comenzó el curso con un choque de realidad importante para ellos. Además de no ir juntos a clase, mamá y papá ya no podían entrar en su clase y pasar tanto rato cómo quisiéramos allí con ellos, y eso les costó entenderlo.

Venir de una guardería con filosofía de escuela abierta, en la que además estamos muy implicados por ser de la junta del AMPA, y de golpe no poder cruzar la puerta de la calle, les creó confusión.

Por suerte, la escuela ha evolucionado y se les puede recoger en la puerta de la clase, cosa que permite una cercanía con las maestras que hace ver a los niños que hay un trato más personal y les genera confianza.

Pasados diez días, ir al cole se convirtió en una fiesta. Les encanta y cuando han estado malos o llegaba un puente y pasaban varios días sin ir a la escuela, se ponían tristes y hemos tenido alguna que otra rabieta porque querían ir y no podíamos dejarles.

Durante este curso han crecido, y mucho. La evolución agigantada que se ve en los primeros años, cuando van a la guardería, porque pasan de no moverse a correr, se traslada en P3 a ver que los niños son muy inteligente y si se les sabe motivar aprenden muchísimo, e incluso les entran ganas de ir más allá. Son curiosos por naturaleza y eso hay que aprovecharlo.

Que a principio de octubre A me dijese que el símbolo del "play" del youtube es un triángulo rectángulo, me dejó sin palabras.

Este curso han aprendido, siempre a través del juego, la experimentación y manipulación, tantísimas cosas, que muchas veces me dejan alucinada.

No sólo han crecido en altura: lo han hecho en conocimientos, actitudes, y para mí lo más importante, ha crecido su curiosidad y ganas de aprender.

Estoy muy contenta con el colegio que elegimos y con las maestras que nos han tocado. Ellas son la esencia del cambio de los niños que se ven en esta imagen del segundo día de colegio, en la que se ve a unos niños que se quejan, que se esconden, que no quieren ir al colegio.



Ellas han logrado que los mellis quieran ir sí o sí al cole, disfruten, salgan felices, estén motivados y las admiren tanto que quieran saber tanto cómo saben ellas.

Desde aquí muchas gracias a las maestras de Rossinyols y Fredolics. Ha sido un placer que mis hijos hayan crecido a vuestro lado y lo sigan haciendo el próximo curso. Y también lo ha sido compartir un poco más de la vida en la escuela siendo delegada de padres y ser parte de este cambio que estáis llevando a cabo.

Maestras, descansad mucho este verano, porque los futuros Pins y Alzines, creo que volverán con las pilas muy cargadas y ganas de aprender mucho más.